Noticias


Los municipios de Palma, Burgos y Zaragoza renuevan sus contratos con ServiSAR para la prestación de servicios domiciliarios.

1298397920_1_0

Los ayuntamientos de Palma, Zaragoza y Burgos han vuelto a confiar en la filial de servicios sociales domiciliarios de SAR para la gestión del Servicio de Ayuda Domiciliaria a las personas dependientes de cada una de las tres localidades. La renovación de los contratos municipales, que se ha producido durante los meses de enero y febrero, tendrá una duración total de entre cuatro y seis años, dependiendo de la ciudad.

Estas renovaciones son muy satisfactorias para todos los profesionales de la organización ya que suponen una muestra de confianza hacia el servicio y una clara apuesta de estos consistorios por la calidad en la atención a las personas dependientes. En este sentido, los acuerdos no solamente han permitido renovar el Servicio de Ayuda a Domicilio, sino que en algunos casos se ha ampliado la cobertura. Es el caso de Palma de Mallorca donde la división domiciliaria de SAR extenderá este Servicio a toda la ciudad, o de Zaragoza donde se han incorporado nuevos servicios como el de Respiro Familiar y el de Cargas Familiares.

Tras la renovación del concurso público, Burgos se ha convertido en una de las ciudades de Castilla y León que mayor partida presupuestaria destina al Servicio de Atención Domiciliaria. La ayuda a domicilio que ofrece ServiSAR permite a las personas con dependencia recibir una atención especializada sin que tengan que dejar su hogar. Se trata de programas individualizados de atención personal, con apoyo a las actividades de la vida diaria, apoyo psicosocial, participación sociocomunitaria y tareas de atención domésticas en el domicilio.