Noticias


Los centros SARquavitae San Lázaro (Santiago de Compostela) y Fuentesol (Alhaurín de la Torre) ponen un funcionamiento un novedoso programa de circuitos biosaludables

San Lazaro_0

Como respuesta a las necesidades en torno al mantenimiento del rendimiento físico en las personas mayores, los centros SARquavitae San Lázaro y SARquavitae Fuentesol han desarrollado una investigación cualitativa basada en el uso de circuitos saludables en este tipo de personas. Los objetivos que persigue el programa son el fomento de las relaciones sociales de los residentes con el exterior, mantener o aumentar la movilidad articular corporal, fortalecer la musculatura, potenciar la coordinación estática y dinámica, lograr una interacción social entre los usuarios de la instalación, y nuestros residentes, propiciando un ambiente de júbilo, estimular la destreza óculo-manual, mejorar las funciones cognitivas, el estado de ánimo (depresión, ansiedad, autoestima…), así como disminuir los trastornos del comportamiento y fomentar hábitos saludables al aire libre.

Tras la ejecución de este novedoso e innovador proyecto, los profesionales de los dos centros han hallado una serie de beneficios en las distintas áreas: física, funcional, psicológica y social de los participantes.

Entre los factores que aceleran el envejecimiento en la sociedad actual, podemos encontrar como los más relevantes la excesiva alimentación, el stress, la hipertensión, el tabaquismo y alcoholismo y el sedentarismo. Para poder retardar el envejecimiento se recomienda, entre otros, el ejercicio corporal continuo y la participación socio laboral.

Una vez finalizado el proyecto se ha comprobado que el 62.5% de los residentes que han participado en el proyecto han mantenido o incrementado sus capacidades cognitivas. Dichos beneficios se han detectado preferentemente en los ítems de orientación temporo-espacial y atención-concentración. Además el 100% de los participantes valoran positivamente la ejecución de este proyecto, refieren que se lo han pasado muy bien, y expresan su disponibilidad a participar en una segunda experiencia. Un 62´5% de los participantes, han presentado un alto grado de motivación por asistir al circuito, mientras que el restante 37,5% ha demostrado una motivación media. Además el 80.7% de ellos se perciben con una elevada auto eficacia en la realización de los ejercicios, aspecto corroborado por la observación directa y los registros de campo diarios, es decir, conocen perfectamente la secuencia, importancia y utilidad de cada aparato así como la ejecución de los ejercicios.

Los parques geriátricos o también llamados “Circuitos Biosaludables”, son espacios verdes, ubicados en ciudades y pueblos, compuestos por diferentes equipos para ejercitarse, que exige el trabajo físico de todas las partes del cuerpo y de capacidades como el equilibrio, la coordinación, la fuerza, la elasticidad, la movilidad y agilidad e incluso para tratar dolencias o lesiones concretas, pero lo realmente novedoso no es el concepto de parque de ejercicios, sino la adecuación de las máquinas de ejercicios, a las que antes sólo se podía acceder en gimnasios cerrados o clínicas de rehabilitación, para su instalación al aire libre y su uso a partir de cierta edad. Esto supone una nueva filosofía de vida para nuestros mayores.

El envejecimiento conlleva un debilitamiento de ciertas capacidades como son la agilidad, velocidad de movimiento, coordinación y equilibrio. La caída es con diferencia la principal causa de muerte por accidente en el anciano. Alrededor del 41% de personas mayores restringen su movilidad por miedo a la caída.