22 de Octubre de 2014



Publicado el 23 octubre, 2014 - 16:16h

Dice el diccionario de la RAE que repostero es la persona que tiene por oficio confeccionar pastas, dulces y algunas bebidas.

Eso es lo que se ha puesto en práctica en el centro Costa d’en Blanes por los residentes y algún familiar que se ha apuntado voluntariamente por ser expertos en la materia.

Han disfrutado elaborando la pasta base y luego dando formas diversas a la misma, con el fin de realizar rosquillas y otros dulces.  Se lo han pasado muy bien, pero sobre todo tras el proceso de horneado, se han degustado los resultados por el resto de residentes del centro.

Una experiencia artesanal y gastronómica para repetir.

Comentarios: 0


Ver todos los artículos