09 de Mayo de 2017



Publicado el 09 mayo, 2017 - 15:10h

Conocer gente en una residencia de mayores puede resultar muy beneficioso para las personas de la tercera edad. Contar con amigos y compañeros de residencia con los que entenderse, relacionarse y compartir,  ayuda a los mayores a desarrollar su autoestima y mejorar su calidad de vida con una mayor seguridad emocional y afectiva.

Tener amigos favorece también la integración social de los mayores y el sentimiento positivo de pertenencia a un grupo. Se dice que los amigos son la familia que elegimos. Son un apoyo, tengamos o no familiares cerca de nosotros y, en el caso de las personas mayores que viven en residencias, este apoyo se hace todavía más necesario.

Por todo esto, desde el centro SARquavitae Sierra de las Nieves, trabajamos con el objetivo de fomentar la socialización y el establecimiento de relaciones interpersonales en las personas mayores, ya que resultan imprescindibles para evitar su aislamiento social y, en consecuencia, mejorar su bienestar físico y emocional.

 

Comentarios: 0

Responder


Ver todos los artículos