12 de Diciembre



Publicado el 12 diciembre, 2016 - 10:10h

Querida Tata.

Te ganaste el corazón de todos desde el minuto 1 que llegaste al Centro.

Cercana, cariñosa, paciente, educada… Podríamos dedicarte páginas y páginas con buenos calificativos, porque… ¡eres un sol!

Llegaste en tu sillita de ruedas con ganas de comerte el mundo, de volver a caminar, sentirte fuerte, activa, y como dice el refrán… ¡quien la sigue la consigue!

No solo nos encanta que nos recibas siempre con tu besito y tus “buenos días cariño mío”, verte paseando en tus paralelas y que además nos digas que es tu ejercicio favorito de todo el Centro y que estás deseando venir al gimnasio todos los días… ¡es una motivación diaria para nosotras!
Saber lo feliz que podemos hacer a la gente con tan poco no tiene precio.

¡No cambies nunca! ¡Eres un encanto! Y por supuestiiiisimo TE QUEREMOS.


Tus fisios Mirian y Carolina.

Comentarios: 0

Responder


Ver todos los artículos